top of page

Hábitos Atómicos: La Meseta de Potencial Latente

Ya conversamos la relación entre Atómico y Hábito. Ahora nos toca conocer el concepto de “Meseta de Potencial Latente”. El concepto está resumido en la siguiente imagen:

Fuente: https://www.leadersummaries.com/es/libros/resumen/detalle/habitos-atomicos En el comentario anterior vimos la relación entre hábito y atómico, además de la idea básica del libro: cómo una mejora pequeña pero permanente en el tiempo hace un gran cambio. Si lo quieren leer pueden acceder a este link: https://www.gestionenti.com/post/hábitos-atómicos-empecemos-por-el-principio En el caso del concepto que nos reúne, el que autor denomina “Meseta del Potencial Latente” lo explica usando una metáfora con un hielo que está en un lugar que se comienza a calentar. Si un observador analiza la situación ve que mientras el lugar está a -3, -2 o -1 grados el cubo no muestra ningún cambio. Sin embargo ese aumento de temperatura si lo está provocando, solo que no es perceptible. De repente, al llegar a 0 grados y pasar a 1 el hielo sí comienza a derretirse. Entonces se podría llegar a la falsa concusión de que “no pasaba nada” y de repente se produce el derretimiento. Lo que se quiere representar es que en los cambios y mejoras personales sucede lo mismo. Si se quiere lograr una mejora permanente y duradera hay que trabajar el cambio durante un cierto tiempo hasta que se vean resultados. Por eso, nos indica James Clear es tan incorrecto pensar que un cambio es espontáneo como que ser perseverante da pocos resultados. Para terminar les comparto este extracto tomado del mismo capítulo donde se presenta la idea descrita: “Si te está costando demasiado esfuerzo desarrollar un nuevo hábito bueno o romper con uno malo, no se trata de que hayas perdido tu capacidad de realizar mejoras. Con frecuencia esto se debe a que no has logrado cruzar la meseta de potencial latente. Cuando uno se queja de no estar alcanzando resultados exitosos a pesar de estar esforzándose, es como si se quejara de que el hielo no se derrite cuando la habitación pasa de cuatro a tres grados bajo cero. El trabajo no se desperdicia, solo se acumula. Recuerda que toda la acción se desencadena cuando la temperatura alcanza los cero grados. Cuando al fin logras ir más allá de la meseta del potencial latente, la gente considera que el hecho es un éxito conseguido de la noche a la mañana. El común de la gente solo percibe los eventos más llamativos y no se detiene a ver todo el trabajo y el esfuerzo que tienen detrás. Pero tú sabes que todo el trabajo que has invertido durante mucho tiempo, cuando parecía que no estabas haciendo ningún progreso, es lo que realmente hizo posible el cambio. Es el equivalente humano de las fuerzas geológicas. Dos placas tectónicas pueden frotarse una contra otra por millones de años mientras se acumula presión entre ellas. Por fin, un día se tocan nuevamente, de la misma manera en que lo estuvieron haciendo durante varias eras, pero en esta ocasión la presión es demasiada. Un terremoto se desencadena. El cambio puede tomar años antes de que se manifieste de manera intensa en un instante” (Clear, 2019, p. 18).

Cuéntenme en los comentarios si les parece útil o no lo que se propone. ¿Han tenido alguna experiencia parecida?

163 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

Comments


bottom of page