top of page

¿Cómo puedo priorizar en mis Proyectos?... Scrum nos orienta



Acabo de terminar de leer el libro: “Scrum manual de campo” de la editorial Océano, editado el año 2019. De hecho pronto voy a publicar un vídeo en la sección “Perlas de Sabiduría” hablando de este texto.


De momento, lo que quiero compartir es solamente el tema de la prioridad según el enfoque de Scrum.


En el libro JJ Sutherland, menciona que la palabra prioridad es muy antigua y viene del siglo 14 del francés. Luego empezó a ser usado por el idioma inglés en el siglo 15. Lo que quiere decir esta palabra es precedencia de derecho o rango.


Un tema curioso es que prioridad no utiliza adjetivos. Por lo tanto, no tiene sentido decir “alta prioridad”. Más de alguna vez todos nosotros hemos usado esa combinación de palabras, lo cual indica que no sabemos realmente de qué trata el término. También comentó que no existe el plural de la palabra, por lo tanto prioridades es incorrecto.


Dicho esto vayamos a ver el concepto de prioridad.


Lo primero que quiero destacar, no sé si ustedes lo comparten, es que suena bien decir tengo muchas prioridades. Sin embargo, usar esta frase es sinónimo de no ser productivos.


¿Por qué?


Porque significa que tratamos de hacer muchas cosas a la vez y eso no resulta.


Es común escuchar frases como:

1. Tenemos múltiples prioridades en conflicto.

2. A nuestros equipos se les distrae constantemente con nuevas prioridades.

3. Todo es una prioridad número uno.


Lo absurdo, nos dice el autor del libro, es que nadie piensa que tratar de hacer 5 cosas a la vez es positivo … sin embargo se acepta.


¿Por qué? Seguramente por el miedo a decir que no.


Se piensa que no aceptar nuevas actividades a ser desarrolladas en forma simultánea es un signo de poco profesionalismo, cuando en realidad es todo lo contrario. Un profesional debería hacer una sola cosa a la vez, pero hacerla bien.


¿Qué nos dice el libro? Lo que propone es separar la producción del resultado.


La producción es cuántas cosas ofrece el equipo, después de cada Sprint (ciclo), es decir su velocidad.


Cuando se implanta Scrum, se quiere que la velocidad se duplique o triplique en unos meses. Lo importante es entregar resultados. Al realizar ciclos cortos si estos resultados son erróneos se sabrá rápidamente y se podrá corregir el rumbo del proyecto.


El truco para esto es obtener una retroalimentación rápida de quienes reciben el valor de lo que se crea. En otras palabras, se trata de descubrir qué es valioso para ellos. De esta forma se podrá enfocar el trabajo para lograr mejores resultados.


Esta es la propuesta que hace el autor en su libro y termina con la siguiente frase el desarrollo de este tema:


si debes esperar 6 meses para saber si fue acertada o no, planeas con esperanzas, no con datos.


Se refiere a la su posición al inicio del proyecto de lo que es valioso para el cliente. En otras palabras para descubrir la prioridad del proyecto hay que generar valor lo antes posible para el cliente. De esa manera se podrá enfocar correctamente el esfuerzo y lo más importante el resultado del proyecto.

40 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page